World Clocks

miércoles, 30 de diciembre de 2009

Feliz 2010



Hace tiempo llegué a la conclusión de que las personas somos en cierto modo como los globos aerostáticos, vamos navegando por el mundo un poco a la deriva de los acontecimientos al igual que el viento actúa sobre estas naves. A la par que estos artefactos, nosotros los humanitos podemos elevarnos para hacer camino gracias a nuestro calor interno y es necesario que soltemos lastres si acaso queremos despegar y tomar cierta altura que nos permita hacer nuestro viaje.
Hoy me he acordado de esta conclusión a la que llegué no sé cuándo ni porque pero con la que sin duda hoy, quizás más que en otras veces, me identifico. Hoy llevé a cabo una decisión pensada y meditada durante largo tiempo, hoy solté un lastre pesado que no me permitía despegar; y no voy a negar que ahora me sienta un poco desangelado, asustado y aunque me disponga a tomar cierta altura o al menos cierta distancia, el vértigo en este primer tramo me acompaña. Sé que la incertidumbre es el abracadabra de la vida y miro el futuro con mirada esquiva, pero confío en mi calor interno para que me ayude a subir hasta la altura necesaria y así vislumbrar con mayor claridad el camino que me quede por recorrer.
Este año 2009 que ahora acaba ha supuesto para mí un tiempo de cambios, algunos más sutiles y otros más radicales, algunos más dulces y otros más amargos. Me quedo simplemente con que ha habido cambios y para mí los cambios y la vida están íntimamente ligados con lo cual me quedo con que he vivido, que no es poco.
Si tengo que pedir algo para el 2010, quizás me quedaría con la capacidad para seguir afrontando los cambios que tengan que suceder, que no es poco.
No sé si acertada o equivocadamente pero intento aplicar la filosofía de no desear a los demás lo que no te desees a ti mismo y viceversa (y no me va el masoquismo, que no se asuste nadie); así que como un deseo en el nuevo año para todas aquellas personas que me acompañan en este espacio, extiendo mi petición particular a todo el respetable y que dios reparta suerte.
Feliz y pacífico año 2010.

10 comentarios:

Cris dijo...

Feliz año nuevo, Sâddha!
Sabes que, salvando las distancias, el 2009 también ha sido para mí un año de cambios. Ayer hablaba con AntWateres sobre lo que tú dices de pedirle al 2010 la capacidad para seguir afrontándolos. De hecho, tenía una entrada preparada sobre ello, pero me pareció demasiado triste, o demasiado íntima, no sé, y aprovechando el revuelo que hay por casa cambié de tema. De todas formas, ese deseo para el año nuevo lo expreso en mi nuevo post en forma de puntos suspensivos.
Nada más.
Espero seguir pasando años contigo.

Rosa dijo...

Me ha encantado como has definido a la incertidumbre.
Y ahora te comento.
Cuantas veces ese abracadabra de la vida sólo nos sirve para seguir amarrados a situaciones de las que nos querríamos desprender. Me alegro que tu hayas tenido la fuerza necesaria para cortar cadenas.
Un beso enorme.

Majo dijo...

También pienso entrar en el Año Nuevo ligera de equipaje, como tú.

Que todo nos salga bien!

Besets

Sâddha dijo...

Cris, yo también deseo y espero seguir pasando años con tu compañía.

Rosa, a veces es muy pero que muy complicado soltar, pero llega un momento que no queda otra y es que o sueltas o te arrastran hasta el abismo...y yo particularmente de tener que llegar al abismo prefiero hacerlo por mi propio pie y no empujado por otro.

Majo, pues con eso de aligerar equipaje y la posibilidad de elevarnos igual nos encontramos por la estratosfera de la felicidad, yo de momento me voy en un ratín a Cabo de Gata a despedir este año y a recibir al que llega desde la orilla del mar.

Doce besos como las doce campanadas a las tres.

A través del espejo dijo...

Feliz año 2.010 a todos!

¿Sabes, Saddah? Al lado del mar empecé yo mi andadura en el mundo blog. Me embarqué simbólicamente en un viaje, y me introduje en el agua que tantísimo significado tiene para nuestras conciencias.

¿Un regreso al origen? Quizás. No sé, supongo que da igual la metáfora que usemos para nuestro pasar. Un globo, un barco, el lastre, el horizonte.
Volar, nadar... tal vez soñar.

Jeje, qué afectado me está quedando esto.
Estooooo, hablando de agua... mi primer deseo para el 2.010: Que Ant no descubra que Cris le ha llamado AntWateres...

Glups!! ;-)

Chencho dijo...

Hola Saddha. No se que te traes entre manos pero seguro que te irá bien.
Me gustó tu deseo par el nuevo año:
"capacidad para seguir afrontando los cambios que tengan que suceder". Lo hago propio.
Un fuerte abrazo.

dezaragoza dijo...

Feliz año y felices cambios. A disfrutarlos.

lare dijo...

feliz año nuevo y mucha fuerza para alcanzar todo lo propuesto ¡

Rosa dijo...

Sólo he venido a mandarte un besito y fuerza en la crianza!!!
Besos

Sâddha dijo...

Hola a tod@s.
A través, pues como a Ant se le ocurra pasar por aquí y leer tu coment me temo que el deseo no se te cumplirá (tenías que haberlo puesto en morse que es más discreto).
Chencho, entre manos intento cada vez tener menos cosas para así ir también más ligero. Espero que este año podamos seguir compartiendo lecturas y reflexiones.
Dezaragoza, felicidad para tí también y que podamos compartirla todos los que te leemos.
Lare, a veces es más maña que fuerza aunque la fuerza tampoco viene mal a veces para mantenerte en tu sitio cuando hace falta.
Rosa idem respecto a la fuerza, jejeje. Tengo pendiente escribirte, pero no me gusta hacerlo deprisa y corriendo y cuando tengo tiempo no tengo fuerzas. Al final va a ser verdad lo de que necesito fuerzas...glup.

Besos a todos. Gracias por estar y aguantar.